Astudillo hace un recorrido por la historia del sombrero con una muestra

Astudillo, dentro de la programación cultural de verano, mostrará hasta el próximo 10 de agosto una exposición de sombreros femeninos del siglo XX.

La muestra, organizada en la Casa de Cultura, reúne cerca de 400 sombreros.

En ella se mezclan sombreros con reminiscencias del siglo XIX, clochés (que son los típicos sombreros de los años 20), casquetes, medios casquetes, capotas, boinas o pill box, un modelo muy extendido que se hizo famoso entre otras cosas por ser muy usado por Jackie Kennedy y famosas actrices.

«El sombrero lo han usado tanto hombres como mujeres para defenderse del frío, del calor, como adorno, en rituales y para marcar diferencias sociales», apunta la organizadora, Lourdes Pérez. Añade que desde tiempo inmemorial las distintas culturas «han usado sombreros o tocados en sus cabezas» y señala las sedas, terciopelos, piel, tul, plásticos, palmas, paños, etcétera, como los materiales utilizados a lo largo del tiempo «para fabricar sombreros».

En los años 50 los sombreros seguían siendo imprescindibles para las mujeres, ya fuera para salir a la calle, ir a comer, asistir a una reunión, ir a misa, de compras o pasear.

A partir de los sesenta, el sombrero dejó de ser imprescindible en el vestuario femenino. Dejó de ser elemento de distinción social y, aunque se siguió usando de forma esporádica y en determinados eventos, perdió importancia.

 

Fuente: Diario Palentino